- Reunión del Comité de París - Intervención de Laurent Fabius, ministro de Asuntos Exteriores y de Desarrollo Internacional, presidente de la Conferencia de París por el Clima (9 de diciembre de 2015)

Reunión del Comité de París – 15.00 h – Intervención de Laurent Fabius, ministro de Asuntos Exteriores y de Desarrollo Internacional, presidente de la Conferencia de París por el Clima

Queridos amigos, abro la sesión.

Bienvenidos todos en esta nueva reunión del Comité de París. Empezamos la sesión con ligero retraso por el que les ruego nos disculpen – la noche de trabajo ha sido larga. Como les anuncié ayer, en unos instantes la secretaría les repartirá una nueva versión del proyecto de acuerdo y de decisión que tenemos previsto aprobar el viernes.

Como se acordó, el texto parte del proyecto de texto de la ADP remitido el sábado a la COP. Por otra parte, incluye las recomendaciones ora concretas, ora más generales, de los facilitadores, y quiero agradecérselo mucho porque su labor, su contribución, son preciosas. También se beneficia de las sugerencias y la experiencia de los cofacilitadores ADP, puesto que así lo decidimos.

Los ministros y jefes de delegación, que han facilitado los debates sobre los distintos temas, han trabajado con ustedes intensamente, aunque muy rápido, para identificar los posibles compromisos y las decisiones políticas que todavía quedan por tomar. Al igual que a ustedes, deseo agradecerles muy afectuosamente todo este esfuerzo.

El texto que se les remitirá en unos momentos se esfuerza por reflejar fielmente los compromisos nacientes. La regla consiste en no prejuzgar la resolución de los puntos más políticos y mantener un equilibrio entre las distintas opciones que quedan abiertas en el texto. El objetivo del texto es permitir que dispongamos de una visión de conjunto de los progresos conseguidos y que se concentren en las cuestiones abiertas todavía por solucionar a nivel político.

Hemos velado pues por presentar una cartografía lo más completa posible de los avances y también de las convergencias todavía por construir. Ahora vamos a tener que proseguir la discusión sobre esta base para alcanzar realmente los compromisos que nos permitirán cerrar el acuerdo jurídicamente vinculante, ambicioso, equilibrado y duradero que deseamos.

Por supuesto, el texto no es – no debe haber ambigüedad a este respecto - la versión final del acuerdo. De hecho, es posible – les aviso – de que siga conteniendo imprecisiones o errores de interpretación. Si tal fuera el caso, les ruego nos disculpen por adelantado y, evidentemente, podremos ponerle remedio.

El texto constituye un avance respecto del texto ADP del sábado. Es más corto: cuenta con 29 páginas en lugar de 43, incluyendo el proyecto de acuerdo y el de la decisión de la COP. Con respecto a la versión anterior, se ha reducido en tres cuartos – y digo bien, tres cuartos – el número de puntos entre corchetes. Mucho mejor así, pero sigue siendo demasiado.

En varios temas, ya alcanzamos casi la luz al final del túnel, gracias al compromiso constructivo de las partes:

-  se ha identificado un compromiso sobre el refuerzo de las capacidades para la mitigación y la adaptación, partiendo de las necesidades de los países;
-  está prácticamente acabado el trabajo sobre una cuestión de primera importancia, la adaptación al impacto del cambio climático. Esto nos va a permitir concentrarnos en la cuestión de las pérdidas y los daños, una cuestión en la que entiendo que los puntos de vista se han acercado;
-  también estamos muy cerca de terminar la elaboración del marco de transparencia que será fundamental para posibilitar el seguimiento de los esfuerzos y también de los apoyos a la acción climática;
-  hemos avanzado con ustedes de manera significativa en materia de desarrollo y transferencia de tecnologías;
-  por último, se han realizado los primeros avances en la cuestión de los bosques, los medios de cooperación y el preámbulo.

Sobre todas estas cuestiones, alrededor de las cuales las Partes han construido consensos estos últimos días, proponemos un texto que llamaré trivialmente “limpio”
– “clean”. Por supuesto, entre nosotros, la regla es que no se ha aceptado nada hasta que se haya aceptado todo.

Sin embargo – quiero ser transparente, siempre lo he sido -, hay puntos políticos importantes que sigue habiendo que zanjar. Se identifican ya muy claramente. He apuntado que tres cuestiones transversales tendrán que ser especialmente objeto de profundos debates en las próximas horas: la diferenciación, la financiación y el nivel de ambición del acuerdo. No es una sorpresa, pero ahora las cosas se han presentado claramente. Hemos intentado proponer opciones más claras sobre estas cuestiones que reflejan, espero, la diversidad de las posturas expresadas.
Por ello, les pido que intensifiquen sus consultas sobre estas cuestiones para ayudar a desarrollar rápidamente soluciones de compromiso.

Todos juntos, debemos tomar estas decisiones, hallar el punto de equilibrio que permitirá perseguir el objetivo de nuestra convención, respetando los principios de equidad y cooperación.

Queridos Colegas y Amigos, esta reunión, como habíamos previsto, será muy corta.
La situación se resume en pocas palabras: hemos progresado, pero todavía queda bastante trabajo. Tal y como me lo han pedido varios grupos, creo que la mejor solución es que, en unos segundos, se les distribuya el texto, se levante la sesión, que inmediatamente después le dediquen el tiempo necesario a estudiar el documento de cerca y a lanzar las consultas – no sé si lo harán por país, por grupo, inmediatamente después de nuestra sesión. Se me ha pedido que puedan disponer de un tiempo lo suficientemente largo como para reunirse antes de que reúna de nuevo a nuestro Comité. Pienso que el Comité de París se reunirá a última hora de la tarde, a las 20.00 h. No debería ser después, si no les va a retrasar. Tienen pues varias horas para estudiar el texto. Esto les permitirá, espero, dejar suficiente tiempo para las consultas. En nuestro Comité de París de las 20.00 h, tendrán la oportunidad de comunicar sus comentarios sobre el texto. En ese momento, les haré propuestas concretas sobre el método de trabajo, pero debemos prepararnos para avanzar esta noche y mañana con vistas a la aprobación de un acuerdo en los plazos fijados.

Queridos Amigos, sé bien lo determinados que están a avanzar desde esta misma tarde sobre los puntos que todavía deben discutirse. Estoy totalmente convencido de que podemos alcanzar un acuerdo pero, para ello, ahora más que nunca, resulta necesario que unamos nuestras fuerzas y que nuestra guía sea la necesidad de un compromiso.

Éstas eran las palabras que tenía que decirles acerca del método. Si están de acuerdo, se les distribuirá a todos el texto y se levantará la sesión. Retomaremos el Comité de París, con gran utilidad, a las 20.00 h. Pienso que es la mejor manera de proceder.

Si me permiten, voy a levantar la sesión para puedan trabajar personalmente y en grupo.

Muchas gracias.

publicado el 10/12/2015

Haut de page